Publicado en: 16/02/2012

Los opositores sirios llaman a boicotear el referéndum sobre la Constitución

manifestantes-siriaBEIRUT (AFP).- Miembros de la oposición siria llamaron este jueves a boicotear el referéndum previsto el 26 de febrero sobre una nueva Constitución, al estimar que el texto mantiene el mismo “espíritu” que la ley fundamental actual y concede al presidente “prerrogativas absolutas”.

“El proyecto de Constitución consagra en su prólogo y en algunos artículos el espíritu” del texto actual, estiman en un comunicado los Comités Locales de Coordinación (LCC), que dirigen la protesta en el terreno.

“Otorga al presidente de la República prerrogativas absolutas, le eleva al estatuto de líder absoluto y eterno”, permite “la reproducción del régimen” y no garantiza, al igual que la Constitución actual, la separación de los poderes, añaden.

“Los LCC llaman al pueblo a rechazar y boicotear el pretendido referéndum (…) e insistir en la realización de los objetivos de nuestra revolución de hacer caer al régimen” del presidente Bashar Al Asad, añade este grupo.

“El régimen se burla de la voluntad de los sirios (…) porque no existen las condiciones necesarias para la convocatoria del referéndum y quienes han elaborado el proyecto no son legítimos”, sostienen, en referencia al régimen de Asad y al mantenimiento de la represión por parte de sus fuerzas contra la revuelta desde hace 11 meses.

Asad decidió el miércoles organizar un referéndum el 26 de febrero sobre una nueva Constitución fundada en el pluralismo suprimiendo toda referencia al partido Baas, en el poder desde hace casi de 50 años en Siria. El final de la primacía del partido Baas era una de las reivindicaciones esenciales de los opositores al inicio del movimiento de protesta, a mediados de marzo de 2011. Pero ahora reclaman la renuncia de Asad.

Según el nuevo texto, el presidente sigue nombrando al primer ministro y a los miembros del gobierno. La oposición exige que ese puesto sea ocupado por una persona de la mayoría parlamentaria.

En Siria, la lista de muertos se amplió de nuevo, con al menos 36 decesos el miércoles, según un último balance del Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH), cuya sede se encuentra en Gran Bretaña.

Paralelamente, un viceministro de Relaciones Exteriores chino viajará por primera vez a Siria desde que China opuso su veto a una resolución de la ONU que condenaba los abusos del régimen de Bashar Al Asad, anunció este jueves el ministerio.

Zhai Jun, que ha efectuado gran parte de su carrera en Oriente Medio, estará el viernes y el sábado en Siria para “contribuir a una resolución correcta y pacífica de la crisis siria”, dijo el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Liu Weimin. “El mensaje de esta visita es que China espera una resolución pacífica y correcta de la situación en Siria” y que “tendrá un papel de mediador constructivo”, añadió el portavoz.

Publicidad Pagada

anuncie