Publicado en: 30/12/2011

Escándalo: Nuevo caso de pederastia en la Iglesia católica belga

sotana-sacerdoteBRUSELAS, (EFE).- Un nuevo escándalo de pederastia ha estallado en la Iglesia católica belga tras hacerse público la detención a mediados de diciembre de un ex sacerdote acusado de violar a varios menores y de cometer atentados contra el pudor.

Al menos diez supuestas víctimas han presentado denuncias contra Marcel Collignon, un religioso muy conocido e influyente en la región de Philipppeville, donde ejerció como sacerdote en cuatro parroquias durante varias décadas, informa la agencia Belga.

Los abusos, que se habrían producido aproximadamente entre 1968 y 2001, comenzaron a investigarse a raíz de tres cartas dirigidas a la policía.

Desde mediados de diciembre el ex párroco permanece detenido en la prisión de Dinant (sur de Bélgica).

Los hechos se cometieron supuestamente en el marco de las actividades parroquiales y los movimientos juveniles en los que participaba el ex sacerdote.

La fiscalía de Dinant, que estima que podría haber numerosas víctimas, ha hecho un llamamiento público animando a afectados y testigos a declarar ante las autoridades, asegurando que su anonimato quedará garantizado.

Escándalo

A mediados de diciembre la Iglesia católica belga anunció que pagará indemnizaciones de entre 2.500 y 25.000 euros a las víctimas de abusos sexuales por parte de religiosos que hayan prescrito legalmente.

Una comisión establecida por la Iglesia católica contabilizó, en una investigación no exhaustiva divulgada en septiembre de 2010, más de 450 víctimas de abusos sexuales por parte de religiosos entre 1969 y 1985, de las cuales 13 se suicidaron.

El escándalo de los abusos estalló en abril de 2010 cuando el Vaticano cesó al obispo de Brujas, Roger Vangheluwe, quien abusó al menos de un sobrino suyo (hay denuncias de al menos otra sobrina y de algunos miembros de un coro infantil).

El pasado 19 de noviembre, la Justicia belga facilitó a las autoridades locales los nombres y domicilios de un centenar de religiosos que cometieron delitos de pederastia, la mayoría de los cuales habían prescrito, con el fin de evitar su reincidencia.

Publicidad Pagada

anuncie