Publicado en: 15/07/2011

Diecisiete muertos en represión de masivas protestas contra el régimen sirio

Un millón de opositores salieron a la calle en Siria, según una ONG de derechos humanos

Un millón de opositores salieron a la calle en Siria, según una ONG de derechos humanos

NICOSIA (AFP).- Más de un millón de personas se manifestaron este viernes contra el régimen en Siria, país sacudido desde hace cuatro meses por un movimiento de revuelta que las fuerzas de seguridad siguen reprimiendo, causando la muerte de 17 manifestantes.

“Más de un millón de personas se manifestaron hoy (viernes) en Hama y Deir Ezor. Es (…) un mensaje a las autoridades de que las manifestaciones se extienden en todo el país”, declaró Rami Abdel Rahman, del Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

En la ciudad de Hama, 210 km al norte de Damasco, más de 500.000 personas salieron de nuevo a las calles, y un número más o menos igual en Deir Ezor (este), declaró Rami Abdel Rahman, del Observatorio sirio de Derechos Humanos.

Estas son las manifestaciones más importantes contra el poder en Siria desde el 15 de marzo, fecha en que comenzó el movimiento de revuelta.

En Damasco, Idleb (noroeste) y Deraa (sur), las fuerzas de seguridad dispararon para intentar dispersar las manifestaciones, añadió Rahman.

“Nueve personas han muerto en Damasco: seis en el barrio de Qabun y tres en Rukn Edin. Otros tres murieron en Idleb (noroeste) y dos en Deraa”, en el sur, donde surgió a mitad de marzo el movimiento de protesta contra el régimen, indicó Abdel Karim Rihaui, de la Liga Siria de Derechos Humanos.

Esos disparos causaron además tres muertos en Duma, a 15 km de la capital, tres en Idleb y dos en Deraa, donde nació el movimiento de revuelta, afirmó Rihaui.

Según la versión de la agencia oficial Sana, “hombres armados dispararon contra las fuerzas de seguridad y los ciudadanos en los barrios de Qabun y de Rukn Edin”. Desde el comienzo del movimiento contra el régimen, las autoridades sirias atribuyen la violencia a “grupos terroristas armados”.

La televisión pública habló por su lado de “la muerte de un civil a manos de hombres armados en Idleb”.

Según los opositores, los manifestantes pedían la liberación de los detenidos y la caída del régimen, convocados por militantes prodemocráticos.

También hubo grandes manifestaciones en Raqa y Alepo (norte) y en Homs (centro), donde quince personas resultaron heridas de bala, según los activistas.

Como cada viernes desde el inicio el 15 de marzo de la revuelta contra el régimen de Bashar Al Asad, los militantes llamaron desde su página Facebook “Syrian Revolution 2011” a manifestarse en homenaje a los “rehenes por la libertad”, en alusión a los miles de presos políticos y manifestantes detenidos en las prisiones sirias.

Los activistas llamaron a manifestarse “por la libertad de los detenidos, por la dignidad de los hombres libres”.

A causa de la prohibición de los medios extranjeros de circular libremente por el país, es muy difícil obtener una confirmación independiente de los balances de muertos, heridos y detenidos.

Publicidad Pagada

anuncie