Publicado en: 05/07/2013

Arcoíris morado en Republica Dominicana

Carlos-McCoy

Carlos McCoy

Dentro y fuera del Partido de la Liberación Dominicana, sigue tomando fuerzas la percepción, de que el Doctor Leonel Fernández no se presentará como candidato en el 2016.

Se habla de que en la actualidad, la popularidad del Doctor Fernández Reyna ha caído a los niveles más bajo de toda su historia y de seguir las cosas como van, Leonel no se arriesgaría a perder unas elecciones y optaría por esperar al 2020 pues confía en que este pueblo ni agradece ni guarda rencor.

Parece que la oposición, la llamada sociedad civil y la jauría mediática, como la llaman algunos seguidores del ex presidente, se han dado por satisfechos con los resultados de la campaña anti Leonel y ahora comienzan a dirigir sus cañones contra Margarita Cedeño de Fernández, quien aún sigue alta en las encuestas. El argumento inicial es, que al ser Cedeño la esposa del ex mandatario, un eventual gobierno de Margarita no sería otra cosa que brindarle a Leonel el poder por carambola.

Hay aprestos para formar, de ser necesario, una coalición de partidos opositores cuyo fin ulterior es evitar que el Doctor Leonel Fernández llegue de nuevo al poder. Ya sea directamente o por medio de su cónyuge. De donde se desprende, que lo único que uniría la oposición, hasta este momento, sería una eventual candidatura del ex mandatario.Por su parte, algunos aspirantes presidenciales dentro del PLD del sector leonelistas, aquellos que siempre ponen como condición el “Si Leonel no va”, están ante una encrucijada múltiple, pues quieren poner un poco de distancia con el ex presidente, al no poder elaborar un discurso convincente tras 12 años en el poder sin haber podido resolver los principales problemas del país. Pero tampoco quieren alejarse tanto que causen el enojo del Doctor Fernández que, a pesar de estar muy bajo en las encuestas, aún conserva gran parte del poder adquirido como Presidente.

La cada vez más difícil situación del Partido Revolucionario Dominicano, le ha puesto un aderezo adicional a las apetencias de posibles candidatos morados y les ha abierto el apetito a personajes que, por lo menos en el futuro cercano, no estaba en sus planes la silla presidencial. Todos los eventuales candidatos del Partido de la Liberación Dominicana argumentan que con el gobierno que está haciendo el Licenciado Danilo Medina, cualquiera del PLD gana en el 16 sin problemas. Pero, en esto, algunos quieren ser extremadamente cautos. Apuestan a que ese gobierno sea tan solo bueno, no muy bueno ni excelente, pues temen que el actual Presidente de la República se coloque en posición de señalar a su sucesor, en caso de que él mismo no busque, como se lo están pidiendo ya diversos sectores del país, la reelección.

Se habla de que potenciales candidatos han estado ligados a sectores que están torpedeando la posible solución al problema eléctrico, pues razonan que si Danilo finalmente resuelve este ancestral problema, la reelección del Licenciado Medina es casi automática. En el lado Danilista las cosas van como miel sobre hojuelas. A mejor gobierno, mejores son las posibilidades de relevar al Presidente.En el peor de los casos, afirman, se conformarían con que lo nominen como compañero de boleta.

Nosotros vamos a terminar evocando la famosa frase del argentino Buck Canel, “No se vayan que esto se pone bueno”.

Por: Carlos McCoy

Publicidad Pagada

anuncie