Publicado en: 07/04/2019

Abinader asegura que “no existe fuerza humana que desvíe el cambio”, que se aproxima

El precandidato presidencial del Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, durante su programa “Escuchando a la Gente”, celebrado este domingo en una cancha contigua a la parroquia San Pedro Nolasco, de Las Palmas de Herrera, Santo Domingo Oeste.

SANTO DOMINGO, RD.- El aspirante presidencial del Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, afirmó este domingo que en sus recorridos por todo el país ha podido comprobar las mismas quejas y reclamos que los ciudadanos han repetido durante décadas y lo atribuye a que el bienestar de la gente no ha sido el objetivo fundamental de los políticos.

Durante la sesión de su programa “Escuchando a la Gente”, celebrada en una cancha contigua a la parroquia San Pedro Nolasco, de Las Palmas, de Herrera, Abinader expuso que caminando por los callejones de barrios de los diferentes pueblos y comunidades de las provincias, así como en el Distrito Nacional, las madres y los jóvenes exigen con determinación un cambio.

“Es como si nuestros políticos y gobernantes estuvieran dirigiendo el país con prioridades que no son las del pueblo, o como si la endeble democracia que hemos ensayado en 58 años no tuviera el bienestar del pueblo entre sus objetivos fundamentales”, expuso el político, según un comunicado de prensa enviado a los medios por su equipo de campaña.

Abinader asegura que “no existe fuerza humana que desvíe el cambio”, que aproxima.

“Esa determinación de cambio es irreversible e innegociable”, amplió Abinader, quien entiende que la mayoría de la gente se cansó de escuchar las explicaciones y los cuentos de siempre, y que ya está decidida a que por fin se hagan realidad sus demandas de seguridad, de empleos y de ingresos suficientes para alcanzar el alto costo de la vida.

Agregó que la ciudadanía está hastiada de que tras años de reclamos y luchas de generación de sus familias, el país no tenga un sistema hospitalario que le sirva, no tiene seguridad social, que quiere tener agua potable en sus casas y que sus derechos sociales sean garantizados por un estado que no condicione sus simpatías políticas.

El precandidato presidencial asegura que para él constituye un gran motivo de satisfacción y de orgullo que quienes aspiran a un cambio vean en su persona al dominicano dispuesto y con las condiciones suficientes para asumir la gran responsabilidad de conducir ese cambio, lo cual ha comprobado en sus contactos y conversaciones con la gente de todo el territorio nacional.

Abinader precisó que tiene razones familiares, personales y políticas para no fallarle al pueblo, el que puede contar con sus capacidades y disposición para el trabajo honesto y desinteresado.

El economista y líder político hizo su exposición luego de responder diferentes preguntas e inquietudes de seis representantes comunitarios del sector, indica el comunicado de prensa.

Entre otros dirigentes del municipio Santo Domingo Oeste estuvieron los diputados Elías Báez y Luis Sánchez, así como Scarlet Benzán, Bernardo Alcántara, Robert Polanco, Félix Grullón, Georgina Aponte, entre otros.